Represión policial de protestas sociales en Colombia deja 27 asesinados

  • ABI -
Represión policial de protestas sociales en Colombia deja 27 asesinados
El Comité Nacional del Paro de Colombia denunció que la represión por parte de las fuerzas de seguridad durante las manifestaciones en contra de la reforma fiscal ha dejado un saldo provisional de 27 asesinados y unos 124 heridos.

“En un balance que comprende el periodo del 28 de abril al pasado 2 de mayo, la entidad indicó que fueron reportados 1.089 casos de violencia policial y 27 manifestantes asesinados, 12 de ellos en Cali, capital del departamento del Valle del Cauca”, señala un reporte de Telesur.

Publicita en Páginas Amarillas


Sin embargo, este balance es provisional, debido a que la represión continuó la noche del lunes en diversos sectores de Cali, en especial en Siloé, donde organismos humanitarios reportaron la muerte de al menos dos personas.

El Comité Nacional del Paro agregó en su informe que, de las personas heridas, 13 presentaron lesiones oculares. También se reportaron seis hechos de violencia sexual, 726 detenciones arbitrarias y 45 defensores de derechos humanos limitados en el ejercicio de sus funciones.

Los dirigentes del paro aseguraron que, pese a que el presidente Iván Duque retiró el polémico proyecto de reforma tributaria, las medidas de protesta continuarán contra la militarización de las ciudades.

Exigen además el retiro de la reforma de Salud, la desarticulación del Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad) de la Policía Nacional, responsabilizados de innumerables abusos de poder y una vacunación masiva contra el COVID-19, entre otras demandas.

Abre tu tienda online


Para el miércoles 5 de mayo fue convocada una nueva jornada nacional de protestas, en la que participarán diferentes plataformas sociales y las centrales obreras.

La noche del lunes, la Oficina de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONUDH) en Colombia denunció en su cuenta de la red social de Twitter que varios miembros de la comisión recibieron amenazas y agresiones en la ciudad de Cali.

“Mientras dábamos seguimiento a situación de DDHH en Cali no hubo disparos directos contra equipo ONU Derechos Humanos. Sin embargo, otros miembros de la comisión recibieron amenazas y agresiones, así como disparos por parte de la policía, sin que nadie resultara impactado”, destacó el organismo internacional.