Expresidente mexicano Enrique Peña Nieto rechaza "falsas imputaciones" sobre un presunto soborno para comprar una empresa

  • RT EN ESPAÑOL -
Expresidente mexicano Enrique Peña Nieto rechaza "falsas imputaciones" sobre un presunto soborno para comprar una empresa
El expresidente Enrique Peña Nieto en una ceremonia en Ciudad de México, 19 de septiembre de 2018.
El expresidente mexicano (2012-2018), Enrique Peña Nieto, tildó de "falsas imputaciones" los señalamientos sobre un presunto soborno recibido para favorecer la compra de una empresa endeudada por parte de la estatal Petróleos Mexicanos (Pemex).

A través de su cuenta de Twitter, el exmandatario rechazó "categóricamente las falsas imputaciones" en su contra. "No es la primera vez que se pretende inculparme de mala fe y sin fundamento alguno. Por supuesto, mienten", agregó.
De acuerdo con la información revelada, un informante entregó documentación al Departamento de Justicia estadounidense y a la Comisión de Bolsa y Valores (SEC, por sus siglas en inglés), en la que señala a Peña Nieto de haber recibido un supuesto soborno para autorizar la compra de la fertilizadora Fertinal en 2015, una empresa prácticamente en quiebra que fue adquirida con sobreprecio por Pemex.
El exdirector de Pemex, Emilio Lozoya Austin, quien actualmente está siendo investigado y tiene una orden de arresto por el caso, habría autorizado la compra de Fertinal por 635 millones de dólares, cuando esta empresa era "insolvente" y tenía "cientos de millones de dólares en deuda", de acuerdo con el documento difundido por El Universal.



"Investigación abierta"

Por su parte, el presidente Andrés Manuel López Obrador señaló esta mañana que la investigación sobre Lozoya y la compra de Fertinal "permanece abierta" y que no busca perseguir a nadie.

López Obrador repitió una vez más que no es partidario de la venganza contra otros mandatarios, sino de "una especie de punto final". Sin embargo, dejó claro que en caso de que la gente votara, a través de una consulta, a favor de castigar a responsables de alto nivel, él empezaría desde el priista Carlos Salinas de Gortari (1988-1994) a la fecha.

"Es muy difícil que el presidente de la República no se entere de un negocio de esa magnitud", dijo en su habitual conferencia matutina.



El caso Lozoya

Este lunes, un tribunal mexicano dictó una orden de arresto contra Lozoya por delitos de lavado de dinero.

A finales de mayo, la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda congeló las cuentas bancarias a Lozoya y a la empresa Altos Hornos de México (AHMSA), de Alonso Ancira, tras identificar en el sistema financiero nacional e internacional múltiples operaciones con recursos que presuntamente no proceden de actividades lícitas.

En medio de la investigación del Gobierno federal, el abogado de Lozoya, Javier Coello, ha señalado que su cliente recibía instrucciones de Peña Nieto.



"¿Quién es el que ordena en este país desde hace muchos años? El presidente de la República (..) No se mueve una sola hoja sin que lo ordene el presidente. Todo lo que se movió en Pemex, contratos y todo, pasó por el Consejo de Administración de Pemex, las filiales y él", dijo Coello en entrevista con Noticieros Televisa.

RT EN ESPAÑOL

Síguenos en Facebook