Rudy Kurniawan, el falsificador de vinos que hizo una fortuna estafando a ricos de EEUU

  • AGENCIA SPUTNIK -
Rudy Kurniawan, el falsificador de vinos que hizo una fortuna estafando a ricos de EEUU
© Sputnik / Alexandr Polegenko / Abrir banco de fotos
Rudy Kurniawan, oriundo de Indonesia, es un gran catador de vinos y usó su talento para engañar a los olfatos más finos y ricos de EEUU con el fin de obtener ganancias millonarias.

El joven indonesio llegó a EEUU con el objetivo de estudiar, ya que en el año 1998 había logrado ingresar a una universidad en el estado de California que le permitió obtener una visa estudiantil. Todo era normal hasta que descubrió su gran talento olfativo: recordaba cada nota de vino al detalle y esto le permitió ganar millones.

Publicita en Páginas Amarillas


Cuando la visa estudiantil se le terminó y le negaron la posibilidad de quedarse en EEUU, decidió quedarse ilegalmente y poner en acción su don. Así se hizo con todos los equipos artesanales que le permitían falsificar los vinos más caros para venderlos a los mismos precios que los originales.

Las botellas las recolectaba de restaurantes o bien utilizaba las mismas que había comprado cuando descubrió su talento. También imprimía las etiquetas con todos los detalles que tienen las originales.

Sus falsificaciones de vinos eran tan exactas que ni siquiera los millonarios expertos en esos vinos notaron que se tratase de una falsificación. Inclusive varios forjaron una amistad con Kurniawan y se reunían en clubs de amantes del vino.

Su plan prosperó y se hizo millonario hasta que después de varios años en dos oportunidades lograron descubrir que los vinos que vendía eran falsificados, pero logró salir sin ningún castigo.

Abre tu tienda online


El joven indonesio engañaba no solo sobre los vinos, sino también sobre la procedencia del dinero con el que vivía al inicio de su plan diciendo que su familia era rica y que le enviaban montos altos desde Indonesia.

La tercera vez que descubrieron su falsificación fue la vencida. Uno de los millonarios lo denunció porque anteriormente le había pagado 2.000 millones de dólares por los vinos. Tras esta denuncia, el FBI investigó el caso y luego de unas pesquisas descubrió el modus operandi del estafador aficionado de vinos quien durante el juicio admitió su culpa y pidió disculpas.

Según la acusación que presentaron contra él, 12.000 botellas de vino fueron falsificadas por Kurniawan y su estafa le hizo ganar al menos 30.000 millones de dólares.

Pero este no fue el único cargo que enfrentó ante la justicia. Pues descubrieron que poseía documentos falsos, préstamos que no había pagado y su residencia ilegal en EEUU. Por todo esto, en el año 2014 recibió una sentencia de 10 años de prisión, además de dos multas por estafar a privados y al Estado: una de 28.000 millones y otra de 20.000 millones de dólares.

Los Parrales


En noviembre del 2020, Kurniawan se benefició con la puesta en libertad anticipada y fue entregado a la Policía de migración estadounidense, tras lo cual pudo volver a su país de origen en un vuelo comercial.

Su historia impresionó tanto que llegó a varios representantes de la industria cinematográfica que decidieron crear documentales que fueron presentados en el año 2016 en varios festivales de cine.



AGENCIA SPUTNIK

Hotel Presidente