Argentina y Bolivia analizarán en diciembre abrir sus fronteras comerciales

  • ABI -
Argentina y Bolivia analizarán en diciembre abrir sus fronteras comerciales
Las autoridades diplomáticas de Bolivia y la Argentina se reunirán entre el 7 y 8 de diciembre en La Paz para analizar la apertura de los pasos fronterizos de San José de Pocitos-Salvador Mazza, Villazón- La Quiaca, Bermejo y Aguas Blancas.

"La Delegación Argentina en la mencionada reunión estará encabezada por el Subsecretario de Asuntos Latinoamericanos, Embajador Juan Valle Raleigh", señala una nota remitida por la Cancillería argentina en la que se confirma la reunión bilateral.

Publicita en Páginas Amarillas


Trabajadores bagayeros de Yacuiba (Bolivia) piden agilizar las gestiones y viabilizar los acuerdos para reactivar las actividades comerciales entre ambos países, que están paralizadas desde marzo por la emergencia declarada debido a la pandemia de coronavirus.

Actualmente, en San José de Pocitos-Salvador Mazza solo está permitido el tránsito del transporte internacional y en algunos casos de personas repatriadas de ambos países.

Según una nota publicada en el diario 'El País' de Tarija, en Bermejo las restricciones son más estrictas por el Puente Internacional y el Puerto Las Chalanas.

El presidente de la Asociación de Bagayeros del Gran Chaco, Juan Carlos Llanque, informó que el sector atraviesa una situación "complicada" por el cierre de la frontera, por ello prevén participar en las reuniones sobre el tema, como partes afectadas.

Abre tu tienda online


"Hemos tomando conocimiento que el Presidente de la Brigada Parlamentaria de Tarija se sumó a las gestiones con la Cancillería y esperamos que pronto nos den noticias buenas para la frontera", agregó.

Llanque señaló que también tomarán contacto con la dirigencia de comerciantes y bagayeros de Bermejo para conformar una comisión de los sectores que piden la apertura de los tres puntos fronterizos con Argentina.

"Somos el sector más afectado por esta pandemia que llevó al cierre de las fronteras, son nueve meses sin trabajar y no tenemos otros ingresos", explicó.