Conferencia Episcopal condena cualquier intento de empañar la jornada electoral

  • ERBOL -
Conferencia Episcopal condena cualquier intento de empañar la jornada electoral
Miembros de la Conferencia Episcopal Boliviana en conferencia de prensa, hoy. Foto/RRSS
La Conferencia Episcopal Boliviana emitió un pronunciamiento este viernes expresando una voz de condena a cualquier intento de empañar la jornada electoral con llamadas a la violencia, actos de intolerancia y vandalismo, y voto consigna.

El comunicado fue leído por monseñor Aurelio Pesoa, Secretario General de la Conferencia junto al padre José Fuentes, Secretario General Adjunto de la CEB y Padre Ben Hur Soto, Secretario para la Pastoral de la CEB.



En su documento también condenan cualquier otro atentado contra el voto libre y secreto de los ciudadanos, que enturbien el ambiente de paz y tolerancia que debe presidir las elecciones, ya que en ellas se expresa la voluntad soberana del pueblo boliviano.

Señala que los bolivianos celebraremos el próximo domingo, 18 de octubre, una nueva jornada electoral, para construir una Bolivia justa y libre.

Cada elección es una oportunidad de lograr un país con más democracia, progreso y respeto de todos y a todos, por lo que reiteró la llamada a los electores bolivianos a participar activamente en la jornada electoral emitiendo su voto, en conciencia y con libertad ante las diferentes alternativas políticas, dice la Conferencia.

Exhorta a los electores a acudir a los recintos electorales cumpliendo las medidas de bioseguridad que preservan la salud y la vida de todos los ciudadanos.



Indican que el Tribunal Supremo Electoral es el árbitro imparcial y facilitador de elecciones confiables y plenamente democráticas y sus decisiones y resultados deben ser aceptados y acatados.

La entidad eclesiástica llama a priorizar la información oficial emitida por el Órgano Electoral, sobre cualquier otra y canalizar cualquier disconformidad por los canales legales institucionales y encomiendan el proceso al cuidado del Espíritu Santo.