Cancillería audita compra de galpón en Argentina

  • ABI -
Cancillería audita compra de galpón en Argentina
El Ministerio de Relaciones Exteriores inició una auditoría a la compra de un bien inmueble en una zona roja de la ciudad de Buenos Aires, Argentina, que costó $us 850.000, donde debía funcionar el Consulado General de Bolivia, además que el mantenimiento costará al menos $us 500.000.

La canciller, Karen Longaric en contacto con el periódico Bolivia, anunció que en los próximos días se tendrá los resultados de la auditoría para evidenciar las irregularidades y determinar responsabilidades.



Las autoridades solicitaron a una empresa particular un avalúo del inmueble, que determinó que el costo real es de $us 600.000, existiendo un presunto sobreprecio de $us 250.000.

"Todo el informe que fue enviado desde el Consulado General de Bolivia, en Buenos Aires, ya pasó a conocimiento de la dirección jurídica, con ese informe se inició una investigación de una auditoría interna si se detecta responsabilidades en la compra y se va a iniciar las acciones legales que corresponda", explicó la canciller Longaric.

El Cónsul de Bolivia en Buenos Aires, Abel Pinto, informó que el inmueble se adquirió en octubre del 2018. En el pasado, la infraestructura funcionaba como fábrica de embutidos y luego para la confección de ropa. Por tanto, denunciaron que no reúne las condiciones que se requiere para el funcionamiento de una oficina consular.

LAS INSTALACIONES



El vicecanciller de Gestión Institucional y Consular, Freddy Abastoflor, informó que el inmueble se encuentra en Virrey Ceballos Nº 1379, en el Barrio Constitución de Buenos Aires. Según declaraciones de residentes bolivianos, ese lugar es conocido como zona roja, debido a que existe un alto índice de delincuencia.

El inmueble tiene dos plantas, no tiene ventanas, los ambientes están adaptados para el funcionamiento de una fábrica y la refacción costará $us 555.000. Al respecto, Abastoflor señaló que el inmueble no está en funcionamiento debido a las falencias que se registraron.

En ese contexto, Pinto indicó que en la planta baja no se pueden abrir ventanas, porque las paredes son de hormigón armado y a su alrededor hay casas, por lo que no entiende las razones por las que se adquirió esa infraestructura.

PRESUNTO SOBREPRECIO



Según la documentación del proceso de contratación, el costo del galpón es de $us 850.000, a eso se suma una comisión a la empresa inmobiliaria de $us 30.855, que representa el 3% del inmueble, además el Impuesto al Valor Agregado (IVA), haciendo un total de 903.955 dólares.

Además, durante el proceso de adquisición, el Consulado envió una cotización del inmueble y el entonces canciller Diego Pary, decidió enviar una delegación para verificar el estado del edificio, el derecho propietario y el contrato. Esa comisión aprobó el proceso y se procedió con la compra del bien.

"En realidad se han pagado $us 850.000 por la compra del inmueble, a eso se tiene que sumar una comisión a la inmobiliaria de $us 30.855 dólares, que representa el 3% del inmueble, más el impuesto. La autoridad consular del anterior gobierno envió una cotización a la cancillería por $us 555.000, que costaría el reacondicionamiento de esa infraestructura", precisó.

Con relación al presunto sobreprecio, Abastoflor indicó que una empresa particular hizo un avalúo al inmueble y estableció que el costo real es de $us 600.000 y no $us 850.000, como se firmó en el contrato. Aunque señaló que están a la espera del avalúo del Banco Hipotecario de Argentina, documento que definirá la existencia o no del sobreprecio.



PRESUNTOS RESPONSABLES

Por otra parte, la autoridad diplomática reveló que el contrato fue autorizado por el excanciller, Diego Pary, mientras que el excónsul, Ademar Valda hizo la cotización y una valuación de la puesta en funcionamiento del consulado.

Hasta la fecha, las exautoridades no se han pronunciado al respecto ni presentaron los descargos correspondientes de la compra del galpón.

PARA RECORDAR



• El costo del inmueble es de $us 850.000, pero un avalúo particular señaló que el costo real es de $us 600.000. El inmueble está ubicado en el Barrio Concepción de Buenos Aires.
• La adecuación del inmueble para que funcione las oficinas consulares, tendrá un costo de $us 555.000.
• El excónsul del gobierno del MAS, Ademar Valda aprobó el proceso de contratación.
• La auditoría definirá si existen responsabilidades penales.