Antonio Costas justifica su disidencia, dice que “el referendo era vinculante”

  • ERBOL -
Antonio Costas justifica su disidencia, dice que “el referendo era vinculante”
Foto de archivo.
El vicepresidente del Tribunal Supremo Electoral (TSE), Antonio Costas, explicó en entrevista con ERBOL que su disidencia a la habilitación de Evo Morales se fundamenta en el razonamiento de que el resultado del referendo del 2016 sigue vigente y era vinculante al procesos electoral vigente.

Explicó que había una “colisión normativa”, en la que chocaban por un lado el referendo, que ratificó el artículo 168 de la Constitución y por su efecto impediría la habilitación de Morales, y por otro lado la sentencia 084/2017 del Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP) por la cual se levanta las restricciones a la candidatura por cantidad de reelecciones.



Costas observó que la sentencia del TCP -de manera deliberada en su criterio- no se pronuncia respecto a la vigencia o carácter vinculante del referendo, y sólo se limita a considerar los aspectos de derechos humanos y el Pacto de San José.

En ese entendido, el vicepresidente del TSE concluyó que al no pronunciarse el TCP sobre los efectos del referendo, su resultado sigue vigente y su carácter vinculante se debería aplicar en este proceso electoral.

“Al no pronunciarse, la dejó vigente pues, y como el referendo es vinculante al proceso, no es vinculante a la Asamblea, era obligatorio a la Asamblea para que no cambie el artículo, pero sí era vinculante a la administración de este proceso”, señaló.

“Yo entiendo que el voto de esos ciudadanos tiene que tener una atención cuidadosa y preferente por parte nuestra”, sostuvo.



Costas y la vocal Dunia Sandoval se declararon disidentes a la habilitación de Evo Morales como candidatos. El resto de los vocales: María Eugenia Choque, Idelfonso Mamani, Lucy Cruz y Lidia Iriarte votaron a favor.

Por qué tomaron la decisión en martes

El TSE sorprendió al asumir la determinación, cuando opositores la esperaban el sábado 8 de diciembre.

Costas explicó que el plazo era “hasta el 8” y que no existía un interés de acelerar. Aseveró que el informe al respecto ya estaba listo el lunes y que no había razones para postergar más la decisión.



No renuncia

El vicepresidente del TSE aseveró que no ha considerado renunciar. “Tengo un mandato que es administrar los procesos de manera transparente, de manera eficiente, de manera confiable para que el ciudadano, el día de mañana también, a mí no diga: ‘usted por cobarde se fue cuando debía estar cuidando ahí que mi voto

Dijo que de renunciar dará las explicaciones respectivas.

Reconoció que “la democracia se afecta cuando los resultados no se completan” y se generan dudas de quienes participan en justas electorales, pero ante ese escenario dijo que el TSE debe culminar su trabajo y que las otras instancias deben dedicarse al suyo. Señaló que también los partidos y ciudadanos deben aportar con hechos como el control electoral el día de la votación.

Síguenos en Facebook