Mesa dice que no se siente "acusado" en caso Quiborax y anuncia campaña por respeto del 21F

  • ABI -
Mesa dice que no se siente "acusado" en caso Quiborax y anuncia campaña por respeto del 21F
El expresidente Carlos Mesa (2003-2005) dijo el lunes por la tarde que no se siente "acusado" en el caso Quiborax y anunció que comenzará una campaña por el respeto de los resultados del referendo del 21 de febrero (21F) de 2016.

"Por la persecución judicial a título de investigación y a título de defensa del Estado, quiero decirles que no me siento acusado (...), aquí en este momento quiero expresarles mi compromiso de actuar de manera activa de manera positiva en la defensa del 21 de febrero", dijo en conferencia de prensa.



Minutos antes, el fiscal general del Estado, Ramiro Guerrero, presentó el requerimiento acusatorio de juicio de responsabilidades en contra de Mesa por el caso Quiborax, y ahora la Asamblea Legislativa Plurinacional deberá autorizar el juicio de responsabilidades contra las exautoridades, para que la Fiscalía inicie la investigación.

El expresidente consideró que la decisión del fiscal confirma que en Bolivia se vive una "criminalización de la política" que sustituye a la dictadura y que el sistema judicial es un "instrumento del poder político".

"Me siento y soy acusador y acuso al Gobierno del presidente Evo Morales y acuso a su ex Ministro de Defensa Legal del Estado, ex Procurador del Estado y actual ministro de Justicia (Héctor Arce) y acuso al actual Procurador de Estado (Pablo Menacho) de haber llevado adelante una de las más vergonzosas defensas que se haya conocido en función de los derechos que tenía que guardar el Estado frente a una empresa pirata como Quiborax", mencionó.

Dijo que también deben ser convocados el Ministro de Justicia, el Procurador, además del expresidente Eduardo Rodríguez Veltzé, y otras autoridades, por ese proceso que derivó en una demanda en el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (CIADI) cuyo fallo ordenó que Bolivia pague más de 42 millones de dólares a la empresa chilena.



Según Mesa los procesos en su contra por los casos Misiles, Odebrecht y Quiborax son una estructura de "demolición política y personal" para tratar de "eliminarlo" políticamente.

Además, el exmandatario anunció su compromiso activo en la defensa de los resultados del referendo del 21 de febrero.

"Evo Morales no puede, no debe ser candidato a la Presidencia de Bolivia y aquí en este momento yo quiero expresarles mi compromiso de actuar de manera activa, de manera positiva, de manera comprometida en la defensa del 21 de febrero", indicó.

Síguenos en Facebook