Bayer Leverkusen cierra en México un año de fútbol exitoso

  • DEUTSCHE WELLE -
Bayer Leverkusen cierra en México un año de fútbol exitoso
El checo Patrik Schick es el segundo artillero en el goleo individual de la Bundesliga. Uwe Anspach/dpa/picture alliance
Los aspirinos del Bayer Leverkusen sorprendieron en este torneo de la Bundesliga por su explosiva eficacia. Acaban el torneo superados por Bayern y Dortmund, y de inmediato emprenden el vuelo para amistoso en México.

El Bayer Leverkusen es el nuevo RB Leipzig. Así podría resumirse el paso de los aspirinos a lo largo del torneo que acaba este sábado, y del cual el club fue uno de los más interesantes.



Que el Bayern Múnich sea campeón por décima vez consecutiva era de esperarse, y también que le siguiera los pasos como vicecampeón un Borussia Dortmund armado con técnico nuevo y con uno de los mejores delanteros del mundo: Erling Haaland.

Pero que haya sido el Bayer Leverkusen, y no el antiguo subcampeón RB Leipzig, el que siguiera en el escalafón, pocos lo vieron venir.

Triunfos y millones

Los aspirinos llegan a la última jornada ya clasificados a la Champions League, y reforzados con la dotación de millones de euros que eso implica. 78 goles a favor y 46 en contra hablan de uno de los mejores coeficientes en toda la Bundesliga. En sus filas tienen además al segundo máximo goleador del campeonato: el checo Patrik Schick, cuyo desempeño explotó en este torneo y acabará superando, a menos de que algo de proporciones bíblicas suceda en la jornada 34, al propio Haaland.



Lo único que se ha interpuesto entre el Bayer Leverkusen y un mayor éxito, ha sido el propio equipo. El club ha perdido menos partidos que sus escoltas en la tabla, Dortmund y Leipzig. Pero ha dejado ir los puntos en momentos clave. En la jornada 4 perdió precisamente ante el Dortmund por 4-3, en uno de los mejores partidos de todo el torneo.

Especialmente dolorosa fue la derrota 5-1 ante el Bayern Múnich en la jornada 8. Totalmente innecesario fue el revés ante Wolfsburgo en la 10, lo mismo que el 5-2 contra Frankfurt en la 15. Y para acabar con los ejemplos, Leverkusen perdió contra Mainz, ya en la segunda ronda.

La falta de constancia fue el elemento que impidió al club aspirar a un vicecampeonato, del cual llega alejado cinco puntos a la última jornada.

Y es verdad que ya se avecina sobre el club la sombra del mercado, pendiente de algunos de sus jugadores. Sobre todo, el diabólico atacante Moussa Diaby ha avanzado que quiere nuevos retos. Y sobre Schick se ha especulado mucho, incluso en dirección Bayern Múnich.



Pero el Bayer Leverkusen tiene amarrados a largo plazo tanto a Schick (2025) como a la otra gran estrella del equipo: Florian Wirtz, con contrato hasta 2026. Los millones de la Champions, y los de posibles traspasos como el de Paulinho, se antojan suficientes para cubrir cualquier arremetida del mercado.

Cierre en Alemania, fiesta en México

Lo cierto es que el Bayer Leverkusen acabará del torneo en el tercer lugar, algo con lo que no todos contaban dentro y fuera del club. Luego del partido contra Freiburg, que no cambiará en nada a situación de los aspirinos, estos emprenderán un viaje de seis días a México. Se enfrentarán, armados de casi todas sus estrellas, al Deportivo Toluca en el estadio Nemesio Díez.

El viaje forma parte de los festejos por el centenario de la presencia del consorcio farmacéutico y químico Bayer en tierras mexicanas. También viajará unas semanas más tarde el equipo femenino, que jugará contra su par del Club América, en el Estadio Azteca.



Así terminará para el Bayer Leverkusen un año excepcional, pero que dejó margen para esperar más. Ese ha sido precisamente el sello histórico del club: una potencia que ha aportado momentos y figuras importantes a la Bundesliga, pero que, con solo un título de Copa Alemana y una Liga UEFA en toda su historia, no ha podido llenar esas grandes expectativas.

(cp)

Enrique López Magallón

DEUTSCHE WELLE