Estados Unidos: la Fórmula 1 llega con bombo y platillo para el estreno del GP de Miami

  • DEUTSCHE WELLE -
Estados Unidos: la Fórmula 1 llega con bombo y platillo para el estreno del GP de Miami
Una representación del circuito del GP de Miami en el Autódromo Internacional de esa ciudad. HOCH ZWEI/picture alliance
Las 57 vueltas del circuito armado en los alrededores del Hard Rock Stadium son el epicentro de un evento mundial. Cerca de 250.000 personas viajarán a Miami este fin de semana para vivirlo de cerca.

Alentada por un récord de audiencias televisivas, la Fórmula 1 pone a prueba este fin de semana su creciente popularidad en Estados Unidos con la inauguración del Gran Premio de Miami (Florida).



Por primera vez desde 1984, Estados Unidos hospeda esta campaña dos pruebas del calendario de Fórmula 1, que se ampliarán a tres el año próximo con el la incorporación de una carrera nocturna en Las Vegas (Nevada).

En un país donde los deportes de motor están muy arraigados, y cuenta con competencias propias como la serie IndyCar y Nascar, la Fórmula 1 viene generando una gran expectación, como demostró con la venta de entradas para el Gran Premio de Miami, que se agotaron en menos de una hora pese a sus elevados precios.

"Es realmente increíble ver que hemos tenido éxito y que hay un amor creciente en Estados Unidos", apuntó el británico Lewis Hamilton (Mercedes), siete veces campeón mundial, quien al principio de su carrera veía una "brecha entre Estados Unidos y el resto del mundo en términos de pasión”.

Miami y Fórmula 1, un binomio de 400 millones de dólares



Más de 25.000 dólares en la reventa por una entrada, hoteles de tres estrellas por hasta 500 dólares y suites por 30.000. Cerca de 250.000 personas viajarán a Miami este fin de semana para vivir de cerca el GP de Fórmula 1, con un beneficio para la ciudad estimado en 400 millones de dólares. Estos son los números del GP más esperado de siempre en Estados Unidos.

Tras años de negociaciones, Miami Gardens se convirtió en la undécima sede de un GP de Fórmula 1 en Estados Unidos. De la tradición de Indianápolis a la velocidad de los circuitos texanos, la F1 llega a Florida para un evento que quiere tutear el "glamour" de Montecarlo y que moverá cantidades récord de dinero.

Las 57 vueltas del circuito de 5.412 metros armado en los alrededores del Hard Rock Stadium son el epicentro de un evento mundial, donde se espera que se den citas personalidades como Michael Jordan, David Beckham o Dwayne Johnson, "La Roca”.

ee (afp/efe)



DEUTSCHE WELLE