Sao Paulo, 23 abr (EFE).- El entrenador del Sao Paulo, Alexi Stival 'Cuca', pidió este martes evitar juicios precipitados y dar todo el apoyo al delantero uruguayo Gonzalo Carneiro, suspendido temporalmente tras dar positivo, según GloboEsporte por cocaína, en un control antidopaje.

"Es una tema muy delicado. No podemos hacer un juicio sin saber antes lo que ocurrió", afirmó Cuca en una rueda de prensa.



El técnico brasileño siente que Carneiro, uno de los futbolistas más prometedores de Uruguay, está "muy inseguro" por estar en un "club grande" como el Sao Paulo y declaró que ahora hay que "pensar primero en el ser humano" y "arroparle".

Según GloboEsporte, el delantero de 23 años dio positivo por cocaína en un control antidopaje al que se sometió el pasado 16 de marzo tras jugar los 90 minutos de un partido del Campeonato Paulista frente al Palmeiras.

Cuca reveló que él ya supo del positivo la semana pasada, antes incluso que el propio jugador, con el que mantuvo después una conversación al respecto.

"Es un joven que está en otro país, en el primer club grande de su vida y ahora tenemos que pensar primero en el ser humano", comentó, y recordó otro casos semejantes y recientes, como el del lateral Régis, cuyo contrato con la entidad paulista fue rescindido tras varios actos de indisciplina dentro y fuera del campo.



"El jugador tiene que tomar cuidado con eso. Puede haber 1.001 ofertas en la noche, en una fiesta. No entro en el mérito de lo que ocurrió con él, entro en el mérito de que es una ciudad grande, de los peligros... Ahora hay que arroparle, ver lo que ocurrió y ayudarle", destacó el entrenador.

Pablo Bentacur, agente de Carneiro, dijo en una radio uruguaya que el delantero sufre una "profunda depresión" debido al largo periodo de tiempo que estuvo sin jugar, pues llegó al Sao Paulo hace un año con una pubalgia que arrastró durante varios meses.

Cuca dijo que no sabía que el atacante estuviera sufriendo depresión y destacó la dificultad que supone adaptarse a otro país y a otro modo de jugar al fútbol.

"Jugué en España, entrené en China y es difícil. Puede que haya ocurrido lo mismo con él", manifestó.



El delantero, de 1,94 metros de estatura, inició su trayectoria profesional en el Defensor Sporting de su país, en el que pronto adquirió un destacado protagonismo gracias a sus goles.

Firmó una buena temporada en 2017 al anotar 13 tantos, lo que le permitió ganar el torneo Apertura uruguayo y situarse en los primeros lugares de la clasificación de goleadores de la fase "intermedia" de aquel campeonato.

Fue fichado por el Sao Paulo en abril de 2018 y desde entonces no ha tenido demasiadas oportunidades ni ha conseguido la regularidad deseada.

Síguenos en Facebook