Cronenbold y Monasterio hablan de golpes y drogas

  • ERBOL -
Sube el tono en la disputa verbal entre el alcalde de Warnes, Mario Cronenbold, y el diputado opositor Tomás Monasterio. Después de que ambos se atacaran con sus vidas personales, ahora llevaron su enfrentamiento al plano de hablar de golpes, drogodependencia y vínculos con el narcotráfico.

El martes, Cronenbold habló en tono de sorna de la pareja de Monasterio y dudó de la veracidad del título profesional del diputado. El opositor respondió atribuyendo al alcalde una vida promiscua sin moral para cuestionar la familia de otros.

Este miércoles ambos subieron la apuesta. Cronenbold aseguró que no se retractará y pidió preguntar a Monasterio en qué centro de rehabilitación de adicciones estuvo.

El alcalde desafió al diputado a hacerse una prueba de pelo para detectar el consumo de droga y, además, lo retó a solucionar su problema “como hombres” en un cuadrilátero.

“Esto mis abuelos me enseñaron a resolverlo como hombre y, cuando quiera, si quiere que él ponga día y hora en el cuadrilátero lo desafío y cobramos entrada y lo que se recaude para el padre Alfredo”, manifestó el alcalde.

La disputa surgió el caso del supuesto narcotraficante Pablo Ramos. Cronenbold reprocha a Monasterio por usar ese tema para criticar al empresario ahora detenido.

“Si Pablo Ramos es narcotraficante por ser consumidor, él también es otro narcotraficante porque es un consumidor y lo sabe”, manifestó el alcalde en referencia al diputado.

Monasterio respondió en conferencia de prensa y calificó como “reverenda estupidez” a los dichos de Cronenbold.

El diputado descartó agarrarse a golpes con el alcalde, porque aseguró que es un hombre de paz y, además, quiere evitar que un tema importante de “narcovínculos” se dirima en una riña callejera.

El opositor aseguró que Cronenbold no lo “correrá” con bravuconadas y reiteró su cuestionamiento al dinero que tiene el alcalde. Sostuvo que Cronembold es un nuevo millonario que pasó de conducir una furgoneta a avionetas y que ostenta un reloj de 40 mil dólares.

Vinculó también a Cronenbold con el narcotráfico. Aseguró que el alcalde cobró un cheque de 100 mil dólares de parte del “narco” colombiano Wilson Díaz. El diputado anunció que pedirá reabrir ese caso de legitimación de ganancias ilícitas contra el alcalde de Warnes.

Monasterio señaló que es indignante que una persona con ese antecedente de cobrar 100 mil dólares presuntamente de un “narco” sea un alcalde.

Asimismo, el diputado desafió a Cronenbold a demostrar si estuvo en un centro de rehabilitación y las otras acusaciones que realizó en su contra.

Síguenos en Facebook

Recomendado